|

Plan Belgrano: toda la expectativa puesta en las PPP

El Plan Belgrano fue una de las propuestas más ambiciosas en el arranque de la gestión de Cambiemos. Apunta al desarrollo social, productivo y de infraestructura del norte del país. Fue "relanzado" en febrero de este año. Ahora, referentes de las provincias alcanzadas muestras dudas sobre cómo seguirá en 2019, dado el ajuste del gasto que impactará en la obra pública. Los mayores adelantos se vinculan con el ferrocarril Belgrano Cargas, pero fuentes de las provincias involucradas señalan que todo viene "más lento de lo esperado". El plan abarca a Salta, Jujuy, Tucumán, La Rioja, Catamarca, Misiones, Corrientes, Chaco, Formosa y Santiago del Estero.

 

El programa no tiene presupuesto propio sino que actúa como una suerte de "coordinador" entre áreas. Uno de sus ejes pasa por las obras de infraestructura vial, ferroviaria y aerocomercial, para integrar productivamente a las provincias del norte entre sí y con el resto del país. Por eso, con un fuerte recorte de recursos para la obra pública la expectativa está puesta en los acuerdos de Participación Público Privada.

La dificultad actual es la falta de financiamiento desde el sector privado, algo que el Gobierno intenta salvar con un fideicomiso que, por ahora, no termina de despegar. El Banco Nación aportará entre US$200 millones y US$300 millones y se usarán las garantías que depositaron los consorcios para la adjudicación de las obras, por unos US$600 millones.

Desde la Unión Industrial de Salta destacan que los adelantos más importantes están en los ferrocarriles -de los 1700 kilómetros de vías del Belgrano Cargas a renovar, se terminaron 555, y se compraron 1000 vagones y 40 locomotoras por primera vez en 40 años-. "El punto de partida era cero", afirman.

Leer más: Reconocen que las obras del Plan Belgrano están frenadas

En cuanto a aspectos concretos, hay un dato que es oficial pero que no prevé fecha: como parte del plan del Belgrano Cargas se renovarán 39 puentes ferroviarios en zonas de alto flujo hídrico, con una inversión cercana a los $500 millones.

Jorge Antueno, presidente de la Unión Industrial de Formosa, dice que "no se ha hecho nada en la provincia con el tren" y agrega, no sin lamentarse: "Necesitamos contar con la línea férrea para bajar costos; hacer 1500 kilómetros al puerto de Rosario o Buenos Aires es inviable; así la Argentina es inviable. Está planificada la obra pero no se avanzó".

Desde Tucumán, el titular de la Sociedad Rural de esa provincia, Sebastián Murga, aporta que allí se nota "una evolución" en el Belgrano Cargas con "algunas estaciones más y con más operativos de cargas". La contracara, dice, son las rutas. "Hay muy poco; tal vez algunas obras puntuales. La ruta 34 que une Buenos Aires con el norte del país debe ser definitivamente autopista; está anunciado el tramo Tucumán a Las Termas, pero no hay nada".

La evaluación de la unidad ejecutora es más positiva. Desde allí destacan en materia de obras de "desarrollo competitivo" ya se terminaron 2560 kilómetros entre autopistas, rutas seguras, pavimentación, repavimentación, rehabilitación y puentes en toda la región norte. Mencionan, por ejemplo, la autopista en la circunvalación sobre la ruta nacional 9 en Tucumán; la de la 50 entre Pichanal y Orán; la 11 entre Tatané y Formosa (primera autopista de la provincia) y tramos de la 16 en Salta, la 40 en La Rioja y puentes en la 9 en Jujuy.

Señalan que hay 3431 kilómetros "en ejecución". Es el caso de la autopista en las rutas nacionales 34, 66 y 166 en Jujuy; la obra de la 12 en la travesía urbana en Corrientes, de la 16 en Chaco; de la provincial 46 en Catamarca; de las nacionales 75 en La Rioja y 34 en Santiago del Estero. Y, además, la obra de repavimentación de la 119 en Corrientes. El plan incluye cuatro aeropuertos que están en obras o con trabajos finalizados: los de Tucumán, Salta, Jujuy e Iguazú, y dos nuevos puertos para el noreste, el de Las Palmas en Chaco e Itá-Ibaté, en Corrientes.

La obra de Las Palmas que, según se prevé, finalizará en 2019, está financiada en un 54% por el Fondo Financiero para el Desarrollo de la Cuenca del Plata (Fonplata) y el resto, la Nación y el gobierno chaqueño. Se prevé un movimiento anual de un millón de toneladas de mercadería a granel y en contenedores. El ministro de Infraestructura de Chaco, Fabián Echezarreta, sostiene que constituirá un "nodo logístico de gran relevancia para la región".

En materia de gasoductos troncales, los datos oficiales apuntan que se ejecutaron 1484 kilómetros y que hay en marcha otros 3085 que corresponden al del Noreste (NEA).

Según información oficial, de esa obra "está en análisis el último tramo", que es el que llega a Bolivia. El gasoducto del NEA fue diseñado de norte a sur para traer gas desde Bolivia a Formosa, Chaco, Santa Fe, Corrientes y Misiones; con el "desarrollo intensivo de Vaca Muerta, hubo cambios". Los kilómetros en análisis son los que impactarían en las dos últimas provincias de la lista. La Sigen marcó reiteradamente "irregularidades" a lo largo de años en las licitaciones; el último tramo estaba a cargo de Servicios Vertúa, que se retiró en diciembre de 2015 con las tareas a medio hacer. Se iban a relicitar y ahora "se estudia qué hacer".

A los misioneros esa decisión les cayó "muy mal". Así lo admitió Alejandro Haene, de la Confederación Económica de Misiones: "No tenemos alternativas a la electricidad, que vino con 47% de aumento para los grandes consumidores; es un sablazo. Nunca nos tiran un centro desde la Nación".

"El balance es malo -agrega-. Viene todo para atrás, el tren a Garupá, a 17 kilómetros de Misiones, está desactivado. Estamos complicados". La percepción es que las obras más activas son las que impactan en Corrientes, Salta y Jujuy.

 

 

 

Fuente: La Nación