|

#AbortoSeraLey: Urtubey mira el vaso medio vacío

El mandatario salteño dijo que está “en contra la despenalización del aborto” y aseguró que "una norma que salga con un consenso de 50 y 50, más que un avance es un retroceso". La Ley de Despenalización del Aborto se aprobó hoy, a pesar de que los siete diputados salteños votaron en contra. Cómo fue el camino sinuoso de la posición del Gobernador salteño: 

 

"Soy católico y por mis propias convicciones, no estoy de acuerdo con el aborto", declaró este miércoles Juan Manuel Urtubey, antes de que se conociera la votación final en la Cámara Baja del Congreso de la Nación. Sin embargo, recientemente el gobernador de Salta sorprendió y se pronunció a favor de despenalizarlo, al sostener que "no necesariamente" significa que sus legisladores votarán de esa forma. Hoy, todos los salteños votaron en contra.

Previamente, Urtubey anunció la adhesión de Salta al protocolo nacional de aborto no punible, luego de que el caso de la niña salteña de 12 años con 19 semanas de embarazo producto de una violación y con un protocolo local que no le permitía optar por el aborto, llegara a las portadas de los medios nacionales. 

“En 2012, la Provincia elaboró un protocolo como consecuencia del fallo (FAL) de la Corte Suprema de la Nación en virtud de la inexistencia de un protocolo nacional para regular en la materia”, recordó el gobernador en Twitter.

Urtubey se refirió al fallo dictado por el máximo tribunal en 2012, en el que se estableció que, según el artículo 86 del Código Penal de la Nación, el aborto no es punible cuando la salud o la vida de la mujer están en peligro o cuando el embarazo es producto de una violación. Aquel fallo determinó que esos casos no debían ser judicializados. La Corte también exhortó a la Nación y a las provincias a realizar protocolos hospitalarios de actuación ante abortos no punibles.

El fallo de la Corte Suprema fue emitido en los primeros días de marzo de 2012 y a fines de ese mes Urtubey instruyó a los ministerios de Salud Pública y Derechos Humanos a dictar un protocolo para su provincia. Esta guía fue dictada en mayo de 2012. El protocolo nacional, por su parte, fue aprobado por el Ministerio de Salud recién en 2015.

Los especialistas, sin embargo, coincidieron al señalar que el protocolo salteño era el más restrictivo respecto del acceso al aborto de todas las provincias que sancionaron normas propias. Si bien fue puesto en vigencia antes que el nacional, el texto del gobierno de Urtubey no cumplía con los estándares que había fijado la Corte.

Este fin de semana, una niña de 12 años pudo acceder al aborto no punible, gracias a la vigencia del nuevo protocolo y la derogación del polémico decreto 1170. 

Urtubey piensa como católico, pero afortunadamente, este año pudo entender que la salud pública no depende de Dios.