|

Paro “mundialista” y pacto con los gobernadores

La Casa Rosada no frenó la medida de la CGT pero celebró que se vaya a realizar en medio del Mundial. El Presidente fijó como prioridad sellar acuerdo para aprobar el Presupuesto.

 

Mauricio Macri fijó como prioridad uno del segundo semestre volver a aceitar la relación con los gobernadores peronistas. Los que acompañen al Gobierno nacional sufrirán menos recortes de transferencias automáticas de fondos y obra pública. No sólo el Presidente se juega la eventual reelección el próximo año. También los mandatarios provinciales necesitan oxígeno financiero para blindar sus territorios,

La aprobación del Presupuesto 2019, incluido el plan de equilibrio fiscal y el acuerdo con el FMI, dependerá de los mandatarios PJ ante la inferioridad numérica de Cambiemos en Diputados y en el Senado. "Tenemos cinco meses para cerrar un acuerdo macro con los gobernadores. No sólo de reducción del gasto sino también de desarrollo, creación de empleo, economías regionales e incentivos a la producción", explicó uno de los ministros presentes ayer en la reunión de Gabinete celebrada en Casa Rosada.

Macri resolvió ponerle el cuerpo a la rosca con los gobernadores. La semana pasada desfilaron el tucumano Juan Manzur, el sanjuanino Sergio Uñac, el chaqueño Domingo Peppo, el rionegrino Alberto Weretilneck y la santacruceña Alicia Kirchner.

El lunes, además de la bilateral Macri-Juan Schiaretti (Córdoba), también pasaron por el despacho de Rogelio Frigerio los gobernadores Gildo Insfrán (Formosa), Rosana Bertone (Tierra del Fuego) y Omar Gutiérrez (Neuquén). El Gobierno nacional salió así a recomponer el vínculo político con los gobernadores después del veto a la ley que puso freno a la suba de tarifas, impulsada desde Diputados por Cristina de Kirchner y Sergio Massa.

En la reunión de Gabinete también se analizó la crisis interna de la CGT. La división entre el sector de los "gordos", junto a Luis Barrionuevo y los "independientes", y el moyanismo encarnado por Juan Carlos Schhmid es el principal centro de operaciones del macrismo. A pesar de tratarse de un Gobierno no peronista, la central obrera sólo convocó a tres paros generales. El cuarto, agendado por ahora para el lunes 25, será sin movilización. En Casa Rosada evaluaron como inocua a la medida de fuerza y destacaron como un logro que se haya convocado en medio del Mundial de Fútbol y no antes o después.

Al término del encuentro, el jefe de Gabinete, Marcos Peña, valoró "la actitud madura de la mayoría de los gobernadores" que -dijo- "entienden las restricciones que tenemos", y aseguró que las conversaciones se seguirán "profundizando" para "poder encontrar un camino común para poder preservar el crecimiento y el desarrollo".

En este sentido, manifestó que "se viene un buen diálogo", al calificar el resultado de la ronda de reuniones mantenidas ayer con los gobernadores Juan Schiaretti (Córdoba), recibido por Macri, y sus pares Rosana Bertone (Tierra del Fuego), Alfredo Cornejo (Mendoza) y Gildo Insfrán (Formosa), quienes se reunieron con el ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio.

"El diálogo viene siendo permanente con los gobernadores, con los sectores de la oposición, y vamos a seguir profundizando eso, sobre todo para poder encontrar un camino común para poder preservar el crecimiento y el desarrollo en el que la Argentina está hace ya siete trimestres", afirmó Peña.

El jefe de Gabinete puntualizó que ése "ese es el eje central de lo que lo que tenemos que hacer, que es que los argentinos puedan tener trabajo, puedan tener mejor situación de vida y puedan acceder a mejor infraestructura".

"Se viene un buen diálogo, en general creo que hay una actitud madura de la mayoría de entender las restricciones que tenemos, por eso este desafío, cómo juntarnos los argentinos para crecer y para salir adelante cada vez más fuerte", insistió el funcionario. En este punto, dijo que, en el marco del debate del Presupuesto 2019, "se van a poder definir con más claridad las prioridades y aquellas cosas que no son tan prioritarias".

 

 

 

Fuente: Ámbito