|

Pichetto rompió el bloque y la dejó afuera a Cristina

Armó un interbloque de 25 miembros. La expresidenta deberá armar uno propio, que se especula tendrá 8 miembros en total.

 

En una jugada largamente anunciada, Miguel Ángel Pichetto partió ayer la bancada del PJ-FpV del Senado y armó una nueva sin Cristina Kirchner ni los restantes 7 senadores alineados bajo la conducción de la ex presidenta.

La nueva bancada de Pichetto se llama Bloque Justicialista y tiene 21 senadores. Articulará como interbloque junto a otros dos senadores de La Pampa y dos más de Chubut bajo el nombre de Argentina Federal -exactamente el mismo de la bancada lanzada ayer en Diputados- y sumará en total 25 integrantes.

Cristina Kirchner y sus leales deberán replegarse y armar ahora su propia bancada. Se especula con que podrían continuar llamándose FpV o FpV-Unidad Ciudadana y en total tendría 8 senadores. Poco como para especular con controlar una comisión estratégica del Senado o conservar Asuntos Constitucionales.

Cristina Kirchner en una banca del Senado, la semana pasada cuando prestó juramento como senadora.

Hasta último momento, el sector de Pichetto se esperanzó con contar también con los tres senadores de Santiago del Estero que responden a Gerardo Zamora. Pero los santiagueños se mantendrán autónomos.

La bancada del PJ en el Senado no será ni la sombra de lo que fue hasta ahora. Pasará de ser una fuerza mayoritaria y determinante a pelear por no transformarse en la segunda minoría de la Cámara.

Es que Cambiemos trabajaba anoche para cerrar el fichaje de la senadora fueguina Miriam Boyadjian. De concretarse, el interbloque oficialista también sumaría 25 miembros y quedaría empatado con el sector de Pichetto. Ahí, ambas bancadas deberían repartirse de manera ecuánime autoridades de la Cámara y las comisiones más importantes.

Pero el oficialismo también se puso manos a la obra para convencer a otros dos senadores, el santafesino Carlos Reutemann y el salteño Juan Carlos Romero, aunque en su caso de interpretaba como “muy difícil”.

De lograr sumar 26 ó 27 senadores se garantizaría ser la primera minoría y estaría a apenas 10 ó 11 del quórum (se logra con 37). Quedará mejor parado, además, para las designaciones el año que viene en el Consejo de la Magistratura. Aunque lejana -se renueva dentro de un año- se trata de una cuestión clave para el Gobierno porque podría sumar un representante más en el órgano del Poder Judicial. Así, el horizonte legislativo del Gobierno en el Senado asoma casi completamente desmalezado.

Pichetto ya venía anunciando desde hace meses su divorcio del kirchnerismo. “No vamos a compartir el bloque con alguien que cree que hay que dinamitar todo porque sí”, había dicho a Clarín el mes pasado ante la inminente jura de Cristina Kirchner como senadora. Otro argumento esgrimido por el rionegrino para impedirle la entrada al bloque del PJ fue que la ex presidenta no había sido electa por el PJsino por Unidad Ciudadana.

En el cristinismo dijeron anoche que “lamentaban” la decisión de Pichetto, subrayaron que ésta fue tomada de manera “unililateral”y responsabilizaron al senador por “la pérdida de la primera minoría a manos del oficialismo”. También sostuvieron que la fractura fue para “ser funcionales al Gobierno”.

 

Como características centrales, del interbloque Argentina Federal sobresalen que estará alineado con los gobernadores del PJy su buena predisposición a negociar con la Casa Rosada. El kirchnerismo, en cambio, se pintará más la cara. Quedó en evidencia la semana pasada. Aunque la gobernadora Alicia Kirchner firmó el acuerdo con el Gobierno, las dos senadores K por Santa Cruz votaron en contra de la reforma jubilatoria.

Entre las incorporaciones, sobresalen en el flamante interbloque las del riojano Carlos Menem, el cordobés Carlos Caserio y el chubutense Alfredo Luenzo.

La presentación del nuevo bloque obedeció a un apuro: la semana que viene el oficialismo quiere constituir las comisiones de Presupuesto, de Economía y de Acuerdos. Necesita los dictámenes para una sesión programada para el miércoles 27, donde se votarían Presupuesto 2018, reforma tributaria, mercado de capitales y tal vez “Compre Argentino”. Cambiemos descontaba anoche que Esteban Bullrich se quedará con la presidencia de Presupuesto. Rodolfo Urtubey y Eduardo Aguilar seguirían en Acuerdos y en Economía.

 

 

 

 

Fuente: Clarín