|

Pese a estar preso, Lula sigue con la mayor intención de voto

El ex Presidente marcha a la cabeza de una encuesta de cara a las elecciones presidenciales de octubre en Brasil. Lleva un amplio margen de diferencia.

 

El expresidente Luiz Inácio Lula da Silva continúa siendo el candidato con mayor intención de voto de cara a las elecciones de octubre en Brasil, a pesar de estar en prisión desde hace una semana, según una encuesta de la empresa Datafolha divulgada este domingo por los principales medios.

Si bien la intención de voto a Lula disminuyó desde el 37% al 31% respecto del último estudio que se había realizado en enero, el candidato del Partido de los Trabajadores (PT) sigue liderando en todos los escenarios, y con una ventaja considerable sobre su segundo, el diputado ultra conservador Jaír Bolsonaro.

En los tres escenarios analizados por Datafolha, Lula oscila entre el 30% y el 31% de los apoyos. Bolsonaro lo sigue con un 16% como máximo. Tercera aparece la ecologista Marina Silva, que no pasa de un 10%, y cuarto se ubica Joaquim Barbosa, ex presidente del Superior Tribunal Federal (STF) quien aún no lanzó su candidatura.

Barbosa, que en 2012 se convirtió en el primer presidente negro de la máxima instancia judicial del país, se constituyó como la principal novedad de la encuesta, ya que en sondeos anteriores su nombre no aparecía entre los posibles elegidos y ahora orilla el 10% de los apoyos.

En la encuesta también se preguntó sobre posibles escenarios de segunda vuelta, en los que en todos los casos ganaría Lula con hasta un 48% de la intención de voto.

Datafolha consultó además sobre una eventual ausencia de Lula en las elecciones presidenciales. En los seis diferentes escenarios propuestos se impone Bolsonaro, con un 17% de los votos, muy cerca de Silva, que mejoró sus números respecto de la consulta de enero y lo sigue con hasta un 16%.

Fernando Haddad y Jacques Wagner, potenciales candidatos del PT en el caso de que Lula no se presente, no consiguieron buenos números en la encuesta. Haddad, ex alcalde de San Pablo, llegó a un 2% de los apoyos y Wagner a un 1%.

Las posibilidades del actual presidente Michel Temer, quien en varias ocasiones dio a entender que se lanzará a la reelección, también parecen muy pocas. El líder del Ejecutivo no pasa del 2% en ninguno de los escenarios.

El PT ya manifestó su intención de proseguir con la candidatura de Lula hasta las últimas consecuencias, pese a que el ex líder sindical está preso desde hace una semana por corrupción en el marco de la megacausa conocida como Lava Jato.

Los partidos tienen hasta el 15 de agosto para inscribir oficialmente a sus candidatos ante el Tribunal Superior Electoral (TSE). El organismo es el único capacitado para juzgar la viabilidad de las candidaturas.

Las elecciones presidenciales de Brasil se llevarán a cabo el 7 de octubre. Para la encuesta de Datafolha fueron realizadas 4.194 entrevistas entre el miércoles y el viernes pasados.

 

 

 

Agencia dpa.