Artículos

“Hay déficit en ESI y formación en materia de género, pero falta decisión política”

Así lo graficó la presidenta del Observatorio de Violencia contra la Mujer, María Laura Postiglione en El Acople, al referirse a la sancionada Ley Micaela, que establece la obligatoriedad de que los agentes estatales sean capacitados en perspectiva de género y derechos de la mujer. También reveló el déficit y carencia de elementos teóricos para saber “de qué hablamos cuando hablamos de identidad de género, discriminación y diversidad sexual” en ámbitos escolares.

A mediados de febrero, el OVCM presentó un cuadernillo disponible para quienes deseen descargarlo de la página web, con herramientas para el abordaje de esas temáticas. La decisión se tomó a partir del conocimiento de que muchos docentes o encargados de áreas no formales, no cuentan con las herramientas suficientes. Luego, capacitaron  sobre esos temas, y el cupo disponible fue superado ampliamente, lo que según Postiglione “demuestra la necesidad de formación” al respecto. En ese sentido, reconoció que existe aún un déficit en los conocimientos y en la forma de de encarar el tema. “Claramente, la masividad de la formación, depende de una decisión política”, aseguró la funcionaria y recordó que en diciembre pasado se tuvo que sancionar nuevamente una ley para obligar a los poderes del Estado a capacitar a funcionarios en materia de género, cuando existen leyes que tienen muchos años. Postiglione insistió en la necesidad de que la formación sea masiva para toda la provincia.

“Son cuestiones que hace falta trabajar, y aunque no puedo decir que en Salta nadie se capacita, son procesos muy largos y claramente es necesaria una voluntad política”, afirmó. Quienes sí abrieron sus puertas, fueron los efectos de los ministerios de Salud Pública y de Asuntos Indígenas, destacó la funcionaria.

También habló en El Acople sobre la vigencia de la campaña lanzada por el Observatorio a fines de febrero denominada “No es No”, y cuyos efectos siguen sorprendiendo a las directoras del OVCM. “Se piensa que es un tema que ya está entendido; pero la verdad no es así. Por eso las viñetas apuntan a distintas cuestiones: concientizar acerca del abuso y que suele suceder con alguien del entorno, un familiar o un amigo, porque no siempre se trata de violencia sexual sorpresivo o en un descampado oscuro”. La campaña también apunta a saber que puede haber violencia sexual aún cuando la mujer accedió voluntariamente a concurrir a un lugar y luego no quiso seguir o no se sintió cómoda. “El SÍ puede cambiar a un NO y debe ser respetado”, sentenció.

Y graficó que eso se vio “muy fuerte” en la caso de la sentencia de Lucía Pérez, en el cual el tribunal argumentó que no había existido violación porque la víctima había ido voluntariamente al lugar a participar con estos muchachos; fue una serie de argumentaciones que hacen al perfil de una víctima que pareciera que si no es sumisa, no puede ser víctima de violencia sexual”. Y agregó que una persona que tiene experiencia sexual, pareciera que no puede ser víctima. “Son todos estos estereotipos y prejuicios que intentamos que se puedan reconocer para poder derribar”, afirmó Postiglione.

 

Sobre los ultraconservadores y la pretendida “Ideología de Género” 

María Laura Postiglione también explicó el avance de sectores que apuntan contra la ideología de género. “Es el cuco porque hay sectores que se encargan de demonizarla, porque pretenden llevar a toda la sociedad a que no haya Educación Sexual Integral y se mantenga un estatus de sometimiento de la mujeres”, sentenció. “Se oponen al avance del feminismo que busca la igualdad”, agregó y contó que hubo varios colegios que notificaron a los padres, con lo cual las directoras aclararon a los directivos de qué hablamos cuando hablamos de la “mal llamada ideología de género” con respecto a la perspectiva. “Tiene que ver con una mirada que tenga en cuenta las necesidades y la realidad de las mujeres y son los sectores ultraconservadores de derecha los que pretenden que de esto ni siquiera se hable”, finalizó la presidente del Observatorio de Violencia contra las Mujeres.