|

Artículos

#Ciccone: postergan la sentencia contra Boudou, Resnick Brenner y compañía

El veredicto por el caso Ciccone sería anunciado este 12 de julio, pero el exvicepresidente y su amigo José María Núñez Carmona cuestionaron la imparcialidad del juez Bertuzzi, quien espera que el Ejecutivo lo nombre en la Cámara Federal. El juicio se reanudará el 7 de agosto.

 

No solo el exvicepresidente Amado Boudou es juzgado por el Tribunal Oral Federal (TOF) Nº 4, integrado por los jueces Pablo Bertuzzi, Néstor Costabel y Gabriela López Iñíguez. También habrá una resolución sobre los roles de José María Núñez Carmona, Nicolás Ciccone, Alejandro Vandenbroele, Guido Forcieri y el extitular de AFIP en Salta, Rafael Resnick Brenner. 

Leer más: #Ciccone: el fiscal pidió tres años y medio de prisión para el extitular de la AFIP Salta

El juicio se reanudará el 7 de agosto, con las “últimas palabras” de los acusados que quieran hablar ante el Tribunal Oral Federal 4. El veredicto aún no tiene fecha, porque ahora quedó sujeto a lo que evalúe la Cámara de Casación sobre la intervención de Bertuzzi en el proceso. 

Las defensas de Boudou y Núñez Carmona alegaron que está en duda su imparcialidad: para conseguir el traslado a la Cámara Federal –tribunal clave en Comodoro Py que decide causas de impacto político–, que pidió en pleno juicio por Ciccone, necesita el apoyo del oficialismo en el Consejo de la Magistratura y un decreto del Ejecutivo. 

Este último tiene sus delegados en el juicio, a través de la Unidad de Información Financiera y la Oficina Anticorrupción, querellantes que pidieron penas de 6 años y 5 años y medio respectivamente. La UIF incluso pidió la detención inmediata si es condenado. 

Lo mismo pidió en expresiones públicas el ministro Garavano. “Ser juez se trata de no tener un interés personal, pero Bertuzzi aquí lo tiene, y Boudou sería el perjudicado”, alertó Rúa, quien lo representa junto a Graciana Peñafort. 

El abogado de Núñez Carmona, Matías Molinero, en la misma línea se preguntó: “¿Puede razonablemente pensarse que quien necesita apoyo de los representantes del gobierno para su traslado a la Cámara pueda fallar en contra de lo que ha pedido el gobierno mediante la OA y la UIF? Mi defendido cree que no”.

Cuando le tocó declarar ante el tribunal, Vandenbroele sostuvo que las causas judiciales vinculadas a la operación de The Old Fund con Ciccone fueron "una decisión política". Y señaló a Núñez Carmona, amigo de Boudou, como la persona que le advirtió sobre la posibilidad de hacer negocios con Ciccone, en una charla informal en un café en Puerto Madero.

Vandenbroele fue el único de los imputados que se adhirieron a la ley del arrepentido, pero no lo hizo ante el TOF Nº 4 (que tiene que determinar si diluye su acusación por la colaboración), sino ante el juez Ariel Lijo, tal como indica la normativa.

Sin embargo, la Oficina Anticorrupción, organismo constituido como acusador, pidió una pena sustancialmente menor para Vandenbroele, en comparación con la acusación contra el resto de los procesados, por su "aporte" durante la confesión, que "permitió corroborar la prueba que se produjo durante el debate".

Leer más: #Ciccone: tras la declaración de Resnick Brenner, piden procesar a Echegaray

Boudou cargó contra su supuesto testaferro durante una entrevista en televisión: "Vandenbroele, lamentablemente, es una persona que está jugando el rol de arrepentido, esta nueva figura en la Justicia que es bastante dudosa. Alquilaba un departamento en Puerto Madero. Es muy distinto de decir que le pagaba el cable. Eso no tiene nada que ver con un juicio penal, donde está en juego la libertad de las personas".

 

  

 

Fuente: Página 12, La Nación y El Acople